Mi Cocina
Comments 7

¨Versión 01 de Lasaña sin pasta¨ con pollo, salsa pomodoro y una ensalada de rábano, lechuga y perlas.

Pues sí, no se extrañen…. tal y como lo leen: una lasaña sin pasta! ¿Por qué?

Aunque no lo crean algunos cocineros si nos preocupamos por la barriguita y con tanto amor por los alimentos, tanto probar, tanto crear y con la responsabilidad de estar a la vanguardia en un mundo gastronómico desenfrenado, además de pasar la mayoría de nuestro tiempo en una cocina, parece que la balanza no para de subir y NO, les aseguro que la conclusión no es que la balanza esté dañada jajaja.

Soy mas de la teoría de hacer algo de ejercicio para después estar tranquila y comer lo que se me antoje pero hay que reconocer que no siempre es tan fácil seguir este camino y que por miles de razones no siempre puedo hacer deporte. Siendo totalmente honesta no soy muy fan de levantarme cuando todavía no ha salido el sol a molerme en las máquinas del gimnasio y comenzar el día con ese desfogue de energía, así como tampoco me provoca hacerlo al final del día cuando prefiero compartir en la mesa con la familia. Sin embargo, me gustan mucho las actividades al aire libre donde puedo beneficiarme física y mentalmente de la naturaleza pero no las puedo hacer con tanta frecuencia.

Estando así las cosas, la estrategia de la casa es un juego combinado entre ejercicio y alimentación que depende de como se vaya dando nuestra semana. Así, cuando vemos que el deporte de la semana esta complicado, entonces ¨cerramos el pico¨, en especial, por las noches.

Hace poco, en una de éstas semanas que describo arriba, se me ocurrió construir una lasaña que no tuviera pasta y en su reemplazo hacer tres capas diferentes… una de pollo, una de salsa pomodoro y una de Parmesano. No estaba segura si se iba a tener o si el invento sería exitoso pero siempre hay que lanzarse al agua y sí! Se tiene y es deliciosa!

Si al leer estas palabras se sienten identificados y quieren evitarse algunos carbohidratos de más en la noche acá les va la receta…

 

Tiempo de Preparación: 40 minutos

Comensales: 2

 

2 pechugas de pollo

150 grs de Parmesano

4 tomates Chontos

5 grs de mantequilla

1/2 cebolla morada

1 Ajo

2 cucharadas de pasta de tomate

1 cucharada de azúcar

Unas goticas de tabasco al gusto

3 hojas de Albahaca fresca 2 cucharadas de seca

1 chorrito de crema de leche

3 tazas de caldo de pollo

200 grs de lechuga

10 tomates perla

2 rábanos

20 ml de aceite de oliva

10 ml de vinagre balsámico

1 hoja de laurel y dos tres ramitas de tomillo

sal

pimienta

 

Precalentar el horno a 200 grados centígrados.

En una olla poner las tazas de caldo, las pechugas, laurel, tomillo, sal y pimienta a fuego alto por aproximadamente 20-3o minutos. Después sacar el pollo, escurrirlo y ¨desmecharlo¨ con los dedos (como pellizcando las pechugas para sacar tiras delgadas). Conservar.

En otra olla poner a fuego alto la mantequilla, la cebolla picada y el ajo. Dejar cocinar por unos 3 minutos, moviendo para evitar que algunos trozos se quemen. Agregar los tomates, pelados y cortados en cubos (sin semillas), dos cucharadas del caldo donde se cocino el pollo, la pasta de tomate y el azúcar. Bajar a fuego medio y remover de vez en cuando. A medida que los tomates se ablanden espicharlos para que se haga una salsa con trozos pero mas homogénea. Mantenerlo así al menos unos 15 minutos. Al final agregar las hojas de albahaca, el chorrito de crema de leche, las gotas de tabasco, sal y pimienta y dejar cocinando unos 5 minutos más (a mas tiempo, mas densa se vuelve la salsa. Pueden dejarla hasta alcanzar la textura ideal para ustedes).

En una refractaria de horno o en moldes de aluminio poner una capa de pollo ¨desmechado¨, encima una de salsa y encima lonjas finas o ralladura de queso Parmesano. Hacer esto 3 veces o tantas como permita la profundidad de la refractaria / molde. Llevar al horno por 10 minutos y hasta que el queso de encima se gratine.

Lavar la lechuga, los rábanos y los tomates. En un bol mezclar las hojas, laminas de rábanos y tomates enteros o en mitades. Agregar el aceite de oliva y el balsámico, sal y pimienta.

Y…… a la mesa!

 

 

 

 

 

Anuncios

7 Comments

  1. Me encanta este blog!
    Voy a probar esta receta que en la foto se veia complicada pero cuando lei la receta me di cuenta que es muy fácil!!
    Cuando la tenga hecha le tomo foto y te taggeo en instagram!!

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s